Alemania muestra su tasa más baja de desempleo desde la reunificación

En medio de un ambiente de creciente incertidumbre económica en Europa, Alemania vuelve a destacarse como motor de la región al anunciar su más baja tasa de desempleo desde 1991.

Según la Agencia Federal de Empleo, el desempleo descendió en diciembre al 6,8 lo que marca un nuevo récord desde que se publicaron por primera vez las cifras tras la reunificación del país en 1989.

La buena salud de las exportaciones alemanas está en el fondo del dato histórico como destacó Federico Folders, investigador del Instituto para la Economía Mundial con base en la localidad alemana de Kiel.

«A pesar de las dos crisis financieras que afectaron a la Unión Europea, la tasa de inflación sigue siendo baja y también los salarios, lo que hace a Alemania muy competitiva», señala Folders.

Por su parte Anthony Cheung, de la firma de análisis de mercado RANsquawk, se refiere también a la diversificación del destino de las exportaciones con especial énfasis en China como secreto del éxito para aumentar el pleno empleo.

«A medida que los mercados de la eurozona se han ido debilitando fueron muy buenos en concentrarse en otras partes. Los fabricantes de automóviles lograron más que compensar la situación, aumentando dramáticamente sus ventas a los mercados de los países emergentes».

Brecha reducida

Desde 1991 el porcentaje de desempleo se situó cerca del 12% en varias oportunidades debido al cierre de industrias en partes de la antigua Alemania Oriental.

La situación ha ido cambiando y ahora ciudades como Leipzig se han ido recuperando atrayendo empresas del sector manufacturero porque los salarios son más bajos que en el Oeste y también porque se ha producido un impulso al sector de tecnología.

El analista Folders subraya, sin embargo, que la productividad en el Este sigue siendo baja comparativamente, indicando que podría considerarse «sorprendente» que tuvieran que pasar 20 años para que mejorara la situación.

En todo caso, la división entre Este y Oeste se ha ido acortando y, por primera vez, más de 40 millones de alemanes, cerca de la mitad de la población, tienen empleo.

Dudas futuras

A pesar de las buenas noticias los economistas advierten sobre una desaceleración en el crecimiento alemán en 2012, que podría repercutir en la pérdida de puestos de trabajos y rebajas en los salarios.

Todos los pronósticos señalan que el crecimiento de los próximos 3 a 4 meses será entre cero y uno por ciento. No es muy alentador», indica Folders. «Una desaceleración traerá un aumento del desempleo.

La menor cifra de desempleo en 20 años es un dato que la mayoría de los países verían con envidia y una muestra del éxito alcanzado por Alemania en la reconstrucción del país.

En contraste, España por ejemplo anunció este martes un aumento del desempleo a 4,42 millones la cifra más alta en 15 años.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.