Aparece en una biblioteca francesa un trozo de manuscrito de Da Vinci

El hallazgo tiene todos los condimentos novelescos: un texto en clave, un olvido imperdonable y una consulta de biblioteca que lo saca a la luz.

El fragmento de manuscrito fue hallado luego de que un periodista encontrara una referencia al documento en una biografía de Leonardo, informó la biblioteca.

La afortunada consulta llevó a los bibliotecarios a inspeccionar unos 5.000 manuscritos donados por el rico coleccionista Pierre-Antoine Labouchere, en 1872.

La colección fue recibida, debidamente agradecida y luego… ¡olvidada!

En ese montón de papeles abandonados, se hallaba el trozo davinciano.

No se ha dicho oficialmente a qué se refiere el fragmento porque éste todavía aguarda a ser descifrado.

El motivo del misterio es que viene codificado mediante lo que se convirtió en el sello personal de Leonardo: la escritura especular, es decir, la escritura de derecha a izquierda, que sólo puede ser leída mediante un espejo.

Según el especialista en Da Vinci, Carlo Pedreti, el texto está constituido por unas notas sobre el aire y el viento y su relación con el vuelo de los pájaros.

«Probablemente escribió en el italiano del Siglo XV, y posiblemente en otras lenguas», aseveró Agnes Marcetteau, directora de la biblioteca de Nantes.

El fragmento de papel con garabatos de tono marrón es el segundo ítem de valor que se descubre en la colección Labouchere, luego de que, en 2008, se encontrara una partitura de Wolfgang Amadeus Mozart.

Según el periodista LLinos Medi Jones, el potencial daño causado por la luz significa que -al igual que otros trabajos de Da Vinci – el fragmento no podrá ser expuesto al público de manera continua.

Leonardo da Vinci, quien vivió entre 1452 y 1519, fue uno de los artistas más importantes del Renacimiento.

Sus obras maestras incluyen la pintura de Mona Lisa, que se encuentra en el museo del Louvre, en París.

Leonardo también diseñó el prototipo para una máquina voladora con un aspa rotatoria, muy similar a un helicóptero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.