Aprenda como evitar de forma natural los olores desagradables de la cocina y el baño

Muchas personas buscan tener en casa una atmósfera libre de gérmenes y malos olores, pero no siempre es fácil. Por ejemplo, al cocinar, se generan gases y residuos que se adhieren a las superficies, dejando aromas desagradables. Lo mismo sucede en el baño.

Para liberarse de estos desagradables olores, se puede acudir a productos de limpieza o también lograrlo de forma natural haciendo uso de preparaciones caseras. A continuación, presentaremos algunas para que hagan uso de las que más les convenga.

Para la cocina:

  • Como primer consejo no olvidar que antes, durante y después de cocinar, se debe ventilar la cocina y tirar la basura. Después hay que asegurarse de que los olores fuertes no queden impregnados por doquier.
  • En la cocina por lo general se cuenta con buenos aliados, entre ellos el vinagre, el bicarbonato y las cáscaras de naranja o mandarina. Basta con colocarlos en agua y hervirlas por unos minutos, para obtener una infusión que logrará decir adiós a los malos olores.
  • Con la cáscara de limón, también se puede preparar un desinfectante natural que elimine el olor a fritura. Para esto debes colocar unas cuantas cáscaras en un recipiente con agua y luego llevarlo al horno o microondas. También las cascaras de este fruto se pueden poner en el aceite, a la hora de freír, para que absorba los olores.
  • La mezcla de clavo de olor, canela y vainilla es perfecta para este fin. Se deben colocar ya mezclados en un plato y luego dejar este en partes específicas de la cocina, aún más dentro de la heladera.
  • Los granos de café enteros y colocados por los rincones de la cocina, así como el café recién hecho, alejan el mal olor.
  • Algunas especies como el tomillo, romero, menta y albahaca, sembradas en pequeñas macetas, ofrecen un aroma natural a la cocina.
  • También se puede hacer uso de infusiones de especias, las que se pueden colocar en un pulverizador y rociarse con facilidad.

Adiós a los malos aromas en el baño:

  • La primera recomendación es que limpies tu baño a diario y tener a mano desinfectantes.
  • El buen olor en el baño dependerá de un factor esencial como es prevenir la humedad. Para esto se puede hacer uso de pequeñas porciones de arroz o carbón vegetal colocadas en un recipiente.
  • Secar las toallas a diario bajo el sol, es otro punto muy importante. Esto se debe hacer después de cada uso, porque guardarlas húmedas les dará mal olor. Se recomienda cambiarlas semanalmente, lavarlas y suavizarlas con un chorro de vinagre.
  • Los pétalos de flores secas son ideales para aromatizar un baño. Para ello se mezclan y disponen en un bol o saquito. Su fragancia puede potenciarse con el uso de alcohol o esencia de rosas.
  • La piel de naranja y limón son también útiles en esta parte de la casa, principalmente si se acompañan de sal gruesa.
  • El bicarbonato es un producto neutralizador de olores por excelencia. Se puede espolvorear sobre la cortina, alfombra, estante de baño, para que no retengan humedad.
  • El vinagre, además de anular olores, deja limpias y brillantes los azulejos y paredes del baño, además elimina la producción de hongos y moho, comunes en esta zona.