Con «Google Maps» podrás navegar por el interior de tu cuerpo

google-maps-cuerpo--644x362
Haga clic sobre la foto para ver el video

Los algoritmos de «Google Maps» son utilizados en un proyecto de la Universidad «New South Wales» para procesar gran cantidad de información y ver desde los huesos hasta cómo se nutren las células del cuerpo humano

Ya no extraña saber que Google está inmerso en el ámbito de la salud, y no por ser el buscador más potente del mundo sino porque ya se encargaron de contarnos sobre el diseño de una pulsera para la detección precoz del cáncer, lentes de contacto para diabéticos que miden el azúcar en las lágrimas, y otros interesantes avances para facilitarnos la vida y la salud.

Ahora, no se trata de un proyecto de Google en solitario, sino que la Universidad «New South Wales» de Australia está desarrollando una nueva forma de ver el cuerpo humano, desde órganos enteros y huesos hasta llegar a las células a través de un «Google Maps» humano. «El proyecto es resultado de la unión de varias tecnologías innovadoras en una forma que jamás se había hecho antes», explica la profesora e ingeniera Melissa Knothe Tate, líder del proyecto y experta en biología celular y medicina regenerativa.

La idea de Knothe Tate era llegar a la causa de muchas enfermedades que empiezan a nivel celular. Observando la conexión entre las diferentes partes del cuerpo (células, tejidos, órganos) se puede obtener una visión global y así entender el origen de las enfermedades, frenar su avance y desarrollar terapias preventivas. A partir de ahora, «se puede ir desde una parte del cuerpo hasta llegar a cómo las células se nutren y como todo esto se conecta», detalla.

El proyecto surgió a partir de sus estudios sobre la cadera y la osteoartritis. De hecho, en el modelo del proyecto ya disponible, se puede ver el interior del cuello femoral (entre la cabeza y cuerpo del hueso del muslo o fémur). «La osteoartritis es la principal causa de incapacidad en personas mayores. Se trata de enfermedades músculoesqueléticas que afectan la calidad de vida y la productividad. La comprensión de las causas de las enfermedades tendrá un gran impacto. Es algo similar a lo que sucede en los tejidos del cerebro. Por ejemplo, la demencia o el Alzheimer son procesos degenerativos que causan una profunda pérdida de las funciones. Estos procesos empiezan a nivel celular y se propagan a través de los tejidos y órganos», explica. La idea, por ello, era llegar al nivel celular y ver cómo todo se conecta con el resto del cuerpo.

El papel de Google

«Con la tecnología de Google y otras tecnologías también innovadoras somos capaces de ver y controlar el cuerpo como si se tratara de una comunidad de células o de habitantes. Hasta ahora, los médicos podían hacer biopsias o tener una idea muy rudimentaria de todo el organismo en su conjunto con las imágenes que conocemos actualmente. Pero estas tecnologías combinadas, unidas a nuevas capacidades para tratar gran cantidad de datos de forma interactiva (haciendo zoom) representan un cambio para nuestra forma de entender la salud humana y las enfermedades».

La tecnología utilizada ha sido desarrollada por los líderes en óptica, la empresa Zeiss «y los algoritmos de Google nos proporcionan una herramienta para hacer zoom en todas las imágenes. Hay muchas tecnologías pero elegimos esta porque es muy poderosa y penetrante y el público está familiarizada con ella. Queremos que el público interactúe con nuestro trabajo». Por su parte, aseguran que desde Google están muy entusiasmados con el proyecto.

Dos millones de imágenes

Para el proyecto se trabajó con terabytes y fueron precisamente los algoritmos de Google los que ayudaron a tratar esta tremenda cantidad de información. Por ejemplo, solo la parte de la cadera que se ve en el modelo de proyecto contiene dos millones de imágenes. Hasta ahora, solo se tiene una imagen de esta parte del cuerpo, pero la idea es que se extienda al resto del organismo.

¿Significa que podremos ver imágenes de piel, huesos y células desde el ordenador? «En la imagen a la que se le puede hacer zoom y que ya está disponible es todo huesos y células», explica Knothe Tate. «La principal ventaja es entender cómo cuestiones locales (la salud o enfermedad de un grupo de células) afectan al conjunto de un tejido y órganos en el futuro. Esto abrirá la puerta a poder entender la causa de las enfermedades y frenar su avance antes de que hagan mucho daño en el cuerpo».