Conozca la historia del emblemático Tío Sam

sant8388_TioSamUn carnicero se convirtió en una de las imágenes más representativas de Estados Unidos

Las barras y las estrellas, el dólar y el himno nacional, son los símbolos de Estados Unidos más reconocidos a nivel mundial; sin embargo, después de ellos quizá se encuentre el emblemático Tío Sam: El hombre de canas, barba de “chivo” y sombrero de copa.

Pero ¿quién es este hombre y por qué se llama Sam?

Durante la Guerra de Independencia de las 13 colonias, un joven comerciante de carne llamado Samuel Wilson se destacó por su patriotismo en el combate contra las fuerzas inglesas.

Años más tarde, cuando inició la Guerra de 1812, Samuel Wilson, ya convertido en un próspero hombre de negocios, fue el encargado de inspeccionar los suministros de alimentos del Ejército de Estados Unidos en Nueva York.

Cuenta la historia que un día, mientras el Gobernador de NY visitaba la planta de alimentos notó que lo barriles de comida tenían las letras “EA-US”. Un empleado señaló que hacían referencia a Elbert Anderson, un hombre al que llegaban los alimentos, en tanto US significaba United States, aunque el hombre añadió que era “UNCLE SAM”.

Al terminar la guerra, la leyenda del “Tío Sam” era conocida en todo el país y su imagen se convirtió en el estandarte del estadounidense promedio.

Con el paso de los años, la figura se utilizó en diferentes campañas de propaganda política, pero la que más llamó la atención fue la realizada en 1917 por James Montgomery Flagg, en donde aparece  el Tío Sam con el rostro serio, el dedo apuntando y la frase “I WANT YOU FOR U.S. ARMY”, con el objetivo de motivar a los jóvenes a formar parte del Ejército norteamericano.

El éxito fue tan grande que el diseño se usó posteriormente, principalmente en la Segunda Guerra Mundial, para reclutar soldados.

Pero el Tío Sam no siempre ha estado serio. En muchos lugares ha aparecido sonriendo o llorando, alegre o valentonado, pero siempre con su semblante de hombre de edad orgulloso de pertenecer a Estados Unidos.

El gobierno también ha utilizado la imagen para representar el poder político; por ejemplo, si los Republicanos ganaban las elecciones, el Tío Sam aparecía montado en un elefante, y si ganaban los Demócratas junto a un burro.

En 1961, el Congreso de la Unión Americana declaró a Uncle Sam como Símbolo Nacional de Estados Unidos.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.