Datos curiosos de tu aparato digestivo que seguramente no sabias

El proceso digestivo es de naturaleza compleja,  por ello la importancia de  ayudar a nuestro cuerpo ingiriendo alimentos saludables. Cuando el aparato digestivo, especialmente el intestino, tiene alguna alteración, su funcionamiento se ve afectado, causando múltiples enfermedades.  Al mantener el tubo digestivo en óptimas condiciones, todos lo demás sistemas trabajaran adecuadamente.

Estos son algunos datos curiosos de tu aparato digestivo:

El estómago genera emociones

El estómago es conocido como “el segundo cerebro”, pues ha sido demostrado a través de diversos estudios que el tubo digestivo cuenta con cerca de 100 millones de neuronas y otras células especializadas que, producen casi los mismos neurotransmisores que nuestro cerebro, lo que le permite encargarse autónomamente de todas las funciones digestivas, además de influir fuertemente en las emociones, los sentimientos y hasta en los procesos cognitivos.

El estrés causa afecciones digestivas

El proceso digestivo tiene una fase neural que se activa cuando la persona siente hambre, lo que hace que inmediatamente se produzcan los jugos gástricos, pero cuando el estado de tensión es muy agudo el aparato digestivo deja de responder adecuadamente. Un mal control del estrés puede ocasionar cambios en el metabolismo, además, puede impedir que nuestro sistema digestivo no reciba la suficiente sangre, derivando en aumento del apetito, sensación de inflamación, diarrea, estreñimiento, gastritis.

Tu estomago produce un ácido mortal

Se trata del ácido clorhídrico y aunque es uno de los ácidos más corrosivos, el organismo lo produce para descomponer los alimentos y transformarlos en nutrientes durante la digestión. Basta con 0,01 para matar a una persona en 30 segundos. Te preguntarás, ¿cómo un ácido tan corrosivo no daña nuestro sistema digestivo?, esto se debe a una capa mucosa que se encuentra en el estómago y que impide que nuestro cuerpo se vea perjudicado.

5 segundos tardan los alimentos en llegar al estómago

La velocidad en que los alimentos pasan de la garganta al estómago puede sorprender a muchos, 5 segundos es el tiempo máximo en que la comida llegará a tu estómago. A diferencia de la digestión, que es un proceso sumamente lento, pues una comida completa con diferentes alimentos puede necesitar un total de 4 a 6 horas para su digestión y de 6 a 20 horas en el intestino grueso, el siguiente órgano del tubo digestivo.

El intestino es el encargado de la digestión

Generalmente cuando se habla del sistema digestivo lo primero que se viene a la mente es el estómago. Aunque es un órgano muy importante en el proceso, no es el protagonista. El estómago se encarga de mezclar los alimentos con los jugos gástricos y de formar una especie de pasta. Sin embargo, cuando se trata de la digestión química, el proceso por el que se sintetizan los alimentos en moléculas, la verdadera estrella es el intestino delgado.