Descubren los secretos de Van Gogh para colorear sus obras

Hasta ahora no se había descifrado el proceso químico que oscurece los colores de los cuadros del pintor holandés

Un grupo de científicos de diversos países logró descifrar el proceso químico que oscurece los colores de los cuadros del pintor holandés Vincent van Gogh, que hasta la fecha era considerado un misterio.

Gracias a la investigación, encabezada por Koen Janssens, profesor de la Universidad de Amberes, Bélgica, ahora se sabe que el proceso que el artista utilizó era una mezcla de cromato de plomo con sulfato de bario.

Desde hace años los científicos de un laboratorio francés de Grenoble, en el sureste de Francia, trabajaban para conocer la reacción que convertía paulatinamente el intenso amarillo de sus cuadros en un marrón chocolate.

El estudio demostró que el sulfato de bario sufre un proceso contrario a la oxidación, lo que provoca que pierda su intensidad, lo cual fue particularmente problemático para van Gogh, quien utilizó la intensidad de sus colores para expresar su estado de ánimo.

En las mezclas de los productos que utilizaba reside, precisamente, la dificultad de conocer el proceso químico que afectaba al amarillo de sus cuadros.

Los científicos trabajaron con restos de tres tubos de pintura procedentes de la época y los han sometido a diferentes intensidades lumínicas.

En uno de ellos, perteneciente al fauvista flamenco Rik Wouters (1882-1913), se comprobó el fenómeno del oscurecimiento tras someterlo a 500 horas de radiación lumínica.

Posteriormente, los investigadores trabajaron con dos cuadros de Van Gogh, «Vista de Arles con iris», de 1888, y «Berges de la Seine» (1887), ambos expuestos en el Museo dedicado al autor en Amsterdam.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.