Estas son las 25 mejores islas del mundo para vacacionar, según la compañía estadounidense Travel + Leisure

Templo de Juno, en Agrigento

Ahora que el planeta vuelve a moverse, casi cualquier excusa es buena para volver a hacer la maleta, para sentir que salimos del confinamiento de un largo año y medio.

La inspiración puede llegar de cualquier lugar, de un nuevo hotel, del buen tiempo del final del verano o incluso de una de esas listas que, con mayor o menor acierto, tratan de sugerirnos qué está de actualidad, de qué se habla en el mundo viajero.

Quizá la última de esas listas en publicarse es la de Travel + Leisure, una de las grandes revistas de viajes estadounidenses, que cada año pone en marcha una encuesta con la que se elabora una selección de los mejores hoteles, aerolíneas, cruceros, aeropuertos, ciudades o islas del mundo, entre otras referencias. Este año, esa macroencuesta -con la ayuda de una empresa especializada- se realizó entre el 11 de enero y 10 de mayo, y la semana pasada se han conocido los resultados.

Entre esas listas está la de los hoteles, encabezada por el hotel-campamento Mahali Mzuri, propiedad del empresario Richard Branson, situado en Kenia. Y la de las islas, que repasamos a continuación porque -como dice uno de los lectores- son «esos lugares con los que los viajeros fantasean en las noches de invierno, paisajes de ensueño bañados por el sol y rodeados de aguas azules». Entre las más votadas por los lectores de Travel + Leisure (hay que tener en cuenta que los votantes son mayoritariamente estadounidenses) hay propuestas para todos los gustos. Desde la misteriosa historia de las Galápagos a los paraísos de buceo en Tailandia o en el Mediterráneo, Mallorca, la única isla española que ha encontrado un hueco en esta pequeña selección global.

De Milos a las Andamán

Ruta por la levada de Ribeiro Frio, en Madeira
  1. Milos, Grecia. Esta isla siempre está presente entre los sueños de los estadounidenses, un poco alejada del turismo de masas que tanto afectó en su momento a las vecinas Mikonos y Santorini. Está a tres horas en ferri de Atenas. Una de las imágenes más populares de Milos es la zona de Kleftikó, que con sus acantilados blancos y amplias cuevas marinas fue antaño refugio de piratas, a los que debe su nombre (en griego, kleftis significa ladrón). Por cierto, la Venus de Milo, datada entre el 130 a.C y el 100 a.C. y considerada una de las estatuas griegas más representativas del período helenístico, fue descubierta en 1820 por un campesino, que la vendió a un diplomático francés. Está en el museo del Louvre (París).
  2. Folégandros, Grecia. Es la más pequeña de las Cícladas, con poco más de 800 habitantes.
  3. San Vicente y las Granadinas. Forma parte de la Mancomunidad Británica de Naciones, con la Reina Isabel II como jefe de Estado. Es uno de los países del mundo con menos turistas, 85.000 en 2019. Está al oeste de Barbados, en el Caribe. Una de sus islas, Mustique, ha sido durante muchos años el refugio de Margarita de Inglaterra, que disfrutó allí de una vida en libertad. Otra de las zonas idílicas del archipiélago es Wallilabou Bay, la playa de Piratas del Caribe. Allí se conservan el embarcadero, la taberna y alguna de las casas que aparecían en la película.
  4. Madeira, Portugal. Famosa, entre otras cosas, por sus ‘levadas’, un mundo de piedra, agua y lujurias vegetales.
  5. Islas Andamán, India. Muy lejos, a unos 1.000 km, del sur de la India. Pero, eso sí, un lugar tan lejano como tentador, con playas turquesa, elefantes y naturaleza intacta. Son 572 islas de las cuales están habitadas 36 y 30 son visitables.

De Sicilia a las Galápagos

Templo de Juno, en Agrigento – Bildbyran via ZUMA Wire
  1. Sicilia, Italia. Los visitantes de crucero suelen quedarse en la frenética Palermo, pero la isla tiene una de las ofertas más interesantes de historia y gastronomía del Mediterráneo, desde el teatro griego de Taormina, con el volcán Etna al fondo, a los templos de Agrigento.
  2. Koh Samui, Tailandia. Phuket fue el primer destino tailandés en reabrir, el 1 de julio, a los visitantes extranjeros vacunados sin requisitos de cuarentena. El 15 de julio hicieron lo mismo Koh Samui, Ko Pha-ngan y Koh Tao. Phuket y Koh Samui son, quizá, los dos destinos más populares para turistas que buscan playas, zonas familiares y de diversión y buenos resorts.
  3. Bali, Indonesia. Un destino lleno de espiritualidad (la religión de la isla es el hinduismo), templos, arrozales, paisajes de verde radiante y buenas playas. Durante años fue una de las islas que siempre salían en cualquier conversación de sueños viajeros. Incluso algunos españoles compraron allí una casa. Ahora, como otros destinos, esperan con incertidumbre la recuperación de los viajes internacionales para cubrir su oferta hotelera.
  4. Isla de Hawái. Viajar a Hawái: qué ver, qué visitar y qué debes saber.
  5. Islas Galápagos, Ecuador. A casi mil kilómetros de Guayaquil, las Galápagos es un archipiélago volcánico aún en formación. Descubiertas por casualidad en 1535 en un viaje al Perú de Fray Tomás de Berlanga, obispo de Panamá, son uno de los pocos paraísos casi vírgenes que quedan en la tierra, con unos paisajes primigenios por los que parece no haber pasado el tiempo. De las 7.214 especies de animales identificadas, el 31 por ciento son endémicas. Y todas ellas componen una fauna amable y confiada a la que los turistas se pueden acercar y casi tocar ya que no es nada agresiva.

De Hawái a Croacia

Ambiente de verano en Miconos
  1. Kauai, Hawái. Conocida como la «isla jardín». Solo por ver la Costa de N? Pali ya merece la pena. Hay pocos lugares tan mágicos como este. Quedarse embobado observando la verticalidad de sus acantilados. Viajar a Hawái: qué ver, qué visitar y qué debes saber.
  2. Maui, Hawái. Maui es otra de las islas más populares del archipiélago de Hawái. Playas increíbles donde verás tortugas marinas, podrás hacer snorkel y descubrir infinidad de peces preciosos, paisajes de casi todos los tipos – verdes, áridos, volcánicos, selváticos, húmedos… -, y, por supuesto la mítica carretera a Hana. Road to Hana. Carretera de poco más de 100 kilómetros, siluetea la cara noreste de Maui en un recorrido curvilíneo atravesando acantilados, ríos, cascadas y puentes verdes por el musgo.
  3. Santorini, Grecia. Las Cícladas siempre han sido un santuario del verano. Sobre todo, Miconos y Santorini, con su clásico ambiente de fiesta. Una vez allí siempre ha resultado encantador Alefkandra, conocido como la Pequeña Venecia, el barrio de los artistas en Chora.
  4. Maldivas. Fue el mejor destino del mundo en 2020, según los «Oscar» del turismo.
  5. Hvar y las islas Dálmatas, Croacia. El encanto de Hvar capital, edificada en el siglo XIII y fortificada luego por los venecianos, reside en la huella que la aristocracia de la Serenísima República dejó impresa en ella, mayormente identificable en la nobleza de sus palacios. Los visitantes prefieren el precioso paseo marítimo y la contigua plaza mayor, inundada de terrazas y cafés, compran en el pequeño mercado y toman el sol en sus playas. Los menos hacen el esfuerzo de ascender al Fuerte Napoleón, situado en el punto más alto de la isla, para no perderse sus vistas o sus inenarrables puestas de sol.

De Cerdeña a Santa Lucía

Una idílica postal veraniega en la costa de Cerdeña
  1. Cerdeña, Italia. La isla de Cerdeña ha alcanzado una merecida fama por sus playas en la Costa Esmeralda o en Alghero, pero en el sur puedes descubrir también un puñado de arenales encantadores no tan frecuentados. Cala Doméstica es uno de ellos y se localiza a 14 km de Porto Flavia en una ensenada muy poco profunda con aguas también cristalinas; otro ejemplo lo encontramos en Cala Fico (isla de San Pietro), situada en un hermoso fiordo calcáreo profundo, ideal para practicar el esnórquel o el buceo, y ya más próximo a la capital, Cagliari, la playa de Poetto es la apuesta más segura para los más jóvenes por su vida nocturna.
  2. Harbour Island, Bahamas. Es una isla y distrito administrativo en las Bahamas. Su famosa playa de arena rosa contrasta con los tonos azules del mar. El color proviene de insectos coralinos microscópicos, conocidos como foraminíferos, que tienen una concha rosada o roja brillante llena de agujeros a través de los cuales se extienden pseudópodos, bases que utiliza para adherirse y alimentarse.
  3. Aruba. Frente a las costas de Venezuela. Está fuera del cinturón de los huracanes. Y Eagle Beach es una de las playas más famosas del mundo. Como en un anuncio del Caribe: arena blanca y agua cristalina.
  4. Palawan, Filipinas. Palawan es una provincia insular de Filipinas, que forma parte de la región de las Visayas. Se trata de la provincia más grande en extensión de todo el país y forma un precioso archipiélago de maravillosas islas, que son paraísos naturales en sí mismas. Qué visitar en Filipinas: diez planes imprescindibles.
  5. Santa Lucía. Su costa viene a ser un inmenso cinturón de playas coralíferas que invitan a la contemplación, al descanso y a disfrutar de una oferta turística que -aunque suene a tópico- sugiere en la mente la palabra paraíso. Las playas de Soufrière son el el punto perfecto para admirar los dos Pitons -las montañas de 768 metros de altura (Gros Piton) y 750 (Petit Piton) que inspiraron la bandera de la isla.

De Mallorca a Seychelles

Cala de Sa Calobra, en la sierra de Tramontana –
  1. Mallorca. La representación española en esta lista. Palma de Mallorca fue elegida una vez la mejor ciudad del mundo para vivir, según el dominical británico «The Sunday Times». Y de la isla hay tantas razones para enamorarse que esta vez nos quedamos con una de actualidad: la sierra de Tramontana, que cumple este verano diez años como Patrimonio Mundial.
  2. Anguila. La vida gira en torno a sus decenas de playas de arena blanca -algunas de las más hermosas del Caribe- y de excursiones en barcos con fondos de vidrio, además de todos los deportes acuáticos imaginables, sobre todo el buceo. También es un conocido y exótico lugar para contraer matrimonio. En este pequeño territorio británico de ultramar, que durante un breve tiempo fue independiente, hay grandes casas de vacaciones, una capital bien coservada (The Valley), cuevas submarinas para bucear y un ambiente bucólico todavía poco conocido por el turismo internacional.
  3. Eleuthera, Bahamas. Harbour Island (en la posición número 17 de esta lista) es una pintoresca ciudad costera con una arquitectura histórica al estilo de Nueva Inglaterra, mientras que Eleuthera es un extenso tramo de belleza salvaje. Todo lo que las separa es un ferri que en cinco minutos cruza las aguas celestes.
  4.  (empate). Seychelles. Las 115 islas de este archipiélago del Índico enamoran por sus selvas de tupida vegetación y cascadas, una fauna endémica, unas playas de arena blanquísima cortejadas por auténticas moles graníticas que parecen dispuestas por gigantes, y unos ricos fondos marinos en corales. El Gobierno de este archipiélago del Índico asegura que en este lugar se respira el aire más puro del planeta y una buena manera de comprobarlo es viajando a tres de sus islas más famosas: La Digue, Praslin y St. Anne.