Este pato australiano dice «maldito tonto» como un humano

Haga crick sobre la foto para escuchar el audio

Cualquiera con un loro como mascota sabe que debe tener mucho cuidado con las palabras malsonantes si no quiere que el ave exprese sin tapujos lo que uno piensa ante las visitas.

No es el único animal con capacidad para aprender el lenguaje vocal, también los colibríes, algunos pájaros cantores, elefantes, focas y ballenas pueden hacerlo. A esta lista de imitadores se suman ahora los patos almizcleros (Biziura lobata), un ave acuática silvestre natural de Australia.

Al parecer, los patos criados en cautividad pueden imitar sonidos como portazos o toses, e incluso, como se escucha en la grabación publicada por la revista ‘New Scientist’ (bajo estas líneas), lo que probablemente era la coletilla de un antiguo dueño: «You bloody fool!», que se puede traducir por algo así como «¡Maldito tonto!».

Carel ten Cate, investigador de la Universidad de Leiden en los Países Bajos, escuchó la historia del pato parlante y, como es lógico, quedó fascinado. Contactó con el científico australiano Peter J. Fullager, quien conocía el caso desde hace 30 años y poseía unos audios en los que ‘Ripper’, el famoso pato, suelta el insulto cuando se pone agresivo e imita el sonido de un portazo cuando trata de atraer a las hembras. El ejemplar había sido criado en una reserva sin la presencia de otros patos almizcleros.

Ten Cate considera a ‘Ripper’ «muy especial». El investigador verificó la autenticidad de esta grabación y de otras en los que los almizcleros imitan a otros patos comunes. Utilizó un software para confirmar que las aves estaban repitiendo ruidos de su entorno, en algunos casos sonidos que solo habían escuchado en las primeras semanas de vida.

«Cuando escuché por primera vez estas historias pensé, ‘Oh, esto debe de ser una broma realmente buena -reconoce Ten Cate a ‘New Scientist’-. Pero en realidad proviene de científicos respetados y criadores de aves, y los informes son muy confiables. Aparentemente, estos patos están aprendiendo algo sobre vocalizaciones a partir de una edad muy temprana».

‘Ripper’ no es el único fenómeno. Ten Cate también ha descubierto dos patos almizcleros criados en Reino Unido que suenan como un pony resoplando, toses humanas y el chirrido de una puerta. Según explica, los casos son pocos porque estas aves silvestres suelen ser demasiado agresivas como para tenerlas en un jardín. Sea como sea, escuchar a ‘Ripper’ imitando la puerta de su jaula y, sobre todo, diciendo esas lindezas, le alegra a uno el día.