Identificaron los dos síntomas del derrame cerebral que a menudo no se mencionan: la debilidad en las piernas y la pérdida de visión

Aconsejan a la población revisar tres síntomas que podrían dar la pauta de que alguien esté sufriendo un derrame cerebral: si la cara de un paciente cae hacia un lado, si tiene dificultad para levantar los brazos o si experimenta algún tipo de impedimento en el habla.

Sin embargo, muchos científicos insisten en que son cinco los indicadores que deberían considerarse para detectar un derrame.

Es importante que la gente sepa que la debilidad en las piernas y la pérdida de visión también son indicios que hay que examinar.

Actuar rápidamente

La realidad es que mucha gente no sabe lo que es un derrame cerebral y qué lo causa.

El derrame cerebral es una pérdida focal de la función neurológica que tiene una causa cardiovascular: se trata de una hemorragia en el cerebro o del bloqueo de una arteria que causa interrupción de la irrigación sanguínea.

Lo importante, se trate de un episodio isquémico temporal (interrupción de la irrigación sanguínea) o de un derrame mayor, es proceder con celeridad: la rapidez para referir al paciente a la ayuda experta es esencial.

El tratamiento debe comenzar lo más pronto después de que se declaren los síntomas: el tratamiento de la arritmia cardíaca, el adelgazamiento de la sangre, el control de la presión y del colesterol y, cuando se necesite, operar con urgencia.

Cambios

El actual enfoque de los derrames cerebrales exige una adaptación de las instituciones que proporcionan asistencia experta.

Los hospitales deben proporcionar clínicas, los doctores tienen que trabajar de manera más flexible y los cirujanos estar dispuestos a operar en horas inusuales, pero todo depende de la rapidez con que proceda el paciente.

Y como es siempre más válido prevenir que curar, los doctores detallan la estrategia que permite, en gran medida, evitar los derrames cerebrales.

Todo depende de llevar un buen estilo de vida. No fumar, eludir el sobrepeso, hacer ejercicio y beber alcohol en moderación. La buena dieta es fundamental. Si se padece de hipertensión o de diabetes, ambas enfermedades deben ser tratadas responsablemente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.