La ansiedad, el insomnio y la depresión aumentan el riesgo de diabetes en los hombres

_44869887_diabetes3.jpgLa investigación llevada a cabo en Suecia encontró que los hombres con altos niveles de «alteración psicológica» tienen dos veces más riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 que aquellos con bajos niveles.
Los investigadores del Instituto Karolinska, en Estocolmo, estudiaron a 2.127 hombres nacidos entre 1938 y 1957 que tenían niveles normales de glucosa en la sangre.
También estudiaron a 3.100 mujeres, pero en ellas no se encontró ninguna relación entre la alteración psicológica y la diabetes.
Tal como señalan los investigadores en Diabetic Medicine (Medicina Diabética) el estrés y otras alteraciones psicológicas podrían afectar la forma como el cerebro regula las hormonas.
Los investigadores determinaron los niveles de alteración psicológica -ansiedad, insomnio, depresión, apatía y fatiga- interrogando a los participantes al inicio del estudio.
Diez años más tarde llevaron a cabo pruebas de diabetes en los hombres.
Descubrieron que los que mostraron altos niveles de alteración psicológica al inicio del estudio mostraron 2,2 veces más riesgo de desarrollar el trastorno que aquéllos con los niveles más bajos.
Las pruebas mostraron que el riesgo era independiente de factores como la edad, el índice de masa corporal, la historia familiar de diabetes, el tabaquismo, la actividad física y los antecedentes socioeconómicos.
En las mujeres no se encontró un riesgo elevado de diabetes en las que mostraron altos niveles de alteración psicológica.
Tal como señala el profesor Anders Ekbom, del Instituto Karolinska, se sabe que el estrés y la depresión son factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares y también se ha sospechado que éstos podrían jugar un papel en la diabetes.
«En el desarrollo de la diabetes tipo 2 están involucrados factores tanto genéticos como medio ambientales» dice el investigador.
«El vínculo podría ser resultado de la forma como la alteración psicológica afecta la forma como el cerebro regula las hormonas» afirma el investigador.
«O quizás se debe a que la depresión influye de forma negativa en la dieta de una persona y sus niveles de actividad física», señala.
Los autores creen que las mujeres no muestran este riesgo porque ambos sexos suelen tener estrategias diferentes para enfrentar el estrés.
«Las mujeres suelen comunicar los síntomas de la angustia y depresión» dice el profesor Ekbom.
«Pero los hombres no siempre están dispuestos a admitir esos sentimientos y tienden a enfrentar esos trastornos bebiendo, usando drogas o llevando a cabo otro tipo de actividades privadas».
Otros expertos afirman que el hecho de que este vínculo sólo se encuentre en hombres es «interesante» y futuras investigaciones deberían analizar la causa.
«Los resultados de este estudio sugieren que la causa podría tener una influencia hormonal o de comportamiento» afirma el doctor Iain Frame, director de la organización Diabetes UK.
«Otros estudios ya han demostrado que el estrés es un factor de riesgo de diabetes tipo 2 y también se ha analizado el riesgo de trastornos como el insomnio» y este estudio parece confirmar ese vínculo».
Lo que sí está confirmado, afirman los expertos, es que los factores que aumentan el riesgo de diabetes tipo 2 son la edad, tener un pariente que sufre la enfermedad, ser obeso o tener sobrepeso y la hipertensión.
«Si una persona tiene uno o más de estos factores de riesgo debe consultar a su médico y llevarse a cabo una prueba muy simple de diabetes», afirma el doctor Frame.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.