Luego de combatir el coronavirus, la fundadora de Biontech buscará ahora desarrollar un «arma contra el cáncer»

Özlem Türeci, fundadora de Biontech, tiene amplia experiencia en la investigación oncológica.

Özlem Türeci asumirá una cátedra en la Universidad de Maguncia, donde buscará desarrollar inmunoterapias innovadoras contra el cáncer.

Özlem Türeci, fundadora de Biontech junto con su esposo, Ugur Sahin, asumió una cátedra de inmunoterapia personalizada en la facultad de Medicina de la Universidad Johannes Gutenberg y el Instituto Helmholtz de Oncología en Mainz.

La científica de 54 años se propone «avanzar en el desarrollo de conceptos innovadores de inmunoterapia y su investigación preclínica», anunció el Centro Alemán de Investigación Oncológica (DKFZ por sus siglas en alemán) el martes en Heidelberg. Este lunes, Türeci recibió el certificado con su nombramiento.

Türeci pretende ayudar a que el sistema inmunológico del paciente, «con enfoques altamente personalizados, se convierta en un arma poderosa contra el cáncer», explicó la propia científica. «Su experiencia en el desarrollo de inmunoterapias innovadoras contra el cáncer es única en el mundo», dijo el director ejecutivo del DKFZ, Michael Baumann.

Experiencia en la oncología

Türeci completó su graduación científica en el Centro Médico de la Universidad de Maguncia en 2002. Luego se convirtió en líder de un grupo de trabajo en un centro de investigación inmunológica colaborativa. Desde que completó su graduación académica, Türeci trabajó como profesora en el campo de la inmunoterapia contra el cáncer en el Centro Médico de la Universidad de Maguncia.

En 2009, la científica participó en la fundación de la empresa farmacéutica Biontech, de la que es directora médica. Ella y su esposo Ugur Sahin recibieron recientemente un doctorado honorario de la Universidad de Colonia y el Premio Paul Ehrlich por desarrollar la vacuna de Biontech contra el coronavirus, o covid-19.