Mitos y realidades de los anticonceptivos

Durante el Congreso de Salud Reproductiva y Anticoncepción de la Sociedad Europea, se anunciaron los principales resultados de la encuesta internacional Tengo Planificado… implementada a  4.199 mujeres de entre 18 y 35 años en nueve países.

A las encuestadas se les hicieron 26 preguntas acerca de sus elecciones de anticoncepción y orientación; la forma en que las mujeres integran los anticonceptivos en sus planes de vida, así como el conocimiento y entendimiento de los métodos.

Entre las mujeres entrevistadas, se identificaron varios mitos e ideas equivocadas sobre la anticoncepción. Los resultados de la encuesta también mostraron que muchas mujeres no están conscientes del correcto uso de ciertos anticonceptivos. Las respuestas indican que la mayoría de las mujeres que utilizan un anticonceptivo usan la píldora y pocas mujeres usan un método de largo plazo. La encuesta también arrojó que aunque 76% de las mujeres que actualmente utilizan un método de control natal habían hablado sobre sus estilos de vida con sus médicos, un poco menos de la mitad tenían confianza en que sus médicos los habían tomado en cuenta al prescribir su anticonceptivo actual.

Mitos e ideas erróneas sobre la anticoncepción

En la encuesta, las respuestas mostraron que muchas mujeres, sin importar la nacionalidad o la edad, tenían ideas erróneas sobre la anticoncepción como:

•         Mito:

28% de quienes respondieron creían que los anticonceptivos reversibles de largo plazo son opciones de control natal permanentes (es decir, no reversibles).

Respuesta:

Todos los métodos anticonceptivos a largo plazo pueden suspenderse en cualquier momento. Con la mayoría de los métodos a largo plazo (excepto las inyecciones hormonales), la fertilidad preexistente puede reanudarse rápidamente una vez eliminado el método.

.         Mito:

Casi un tercio de quienes respondieron (31%) creían que las píldoras anticonceptivas tienen las tasas más altas de eficacia (es decir, son la mejor protección contra el embarazo) entre todos los anticonceptivos.

Respuesta:

Los anticonceptivos a largo plazo tienen índices de eficacia de 99% o mayores con un uso perfecto, y no requieren una administración frecuente, así como es limitada la acción por parte de la mujer.

•         Mito:

Casi una de cada cinco mujeres no creía que se pudiera embarazar si se les pasaba una píldora de control natal.

Respuesta:

La mayoría de los anticonceptivos orales son efectivos sólo si se toman a la misma hora todos los días.

 

•         Mito:

La mitad de las mujeres encuestadas cree que todos los tipos de anticonceptivos requieren que ellas hagan algo con regularidad (es decir, ingerirlo o aplicarlo) para que sean efectivos, y casi tres de cada cuatro cree que todos los tipos de anticonceptivos requieren por lo menos visitas anuales con su médico para obtener una nueva receta.

Respuesta:

No todos los anticonceptivos requieren administración o aplicación regular por parte de la usuaria para que sean efectivos. En realidad, la mayoría de los anticonceptivos a largo plazo no necesitan más trabajo una vez que el médico lo coloque, lo cual ayuda a reducir la probabilidad de error y/o el riesgo de olvidar utilizar el anticonceptivo. Los anticonceptivos a largo plazo (tales como el implante y el DIU) pueden retirarse en cualquier momento, aunque es necesario retirarlos después de que haya transcurrido el período de eficacia, según la indicación del producto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.