Prevenga la hipertensión con estos remedios caseros

descarga (1)La hipertensión es llamada “la enfermedad silenciosa” y puede dañar severamente varios órganos del cuerpo.

La hipertensión es una patología crónica que consiste en el aumento de la presión arterial. Una de las características de esta enfermedad es que no presenta síntomas claros y estos no se manifiestan durante mucho tiempo.

Siempre que la presión es elevada hay que acudir al médico, ya que este tipo de cuadros deben ser tratados de inmediato. Lo primero que hay que hacer, cuando una persona sufre de hipertensión, es ver si hay repercusión física, en órganos o sistemas, especialmente corazón y riñones. Entonces debería considerarse un tratamiento paralelo para la parte afectada.

Las causas de la hipertensión pueden estar relacionadas con el consumo de drogas, tabaco y alcohol principalmente, aunque existen otras patologías como la diabetes, obesidad, los altos niveles de colesterol y el estrés, entre otras, que pueden causar la elevación de la presión arterial.

Estas son cinco alternativas naturales para tratar la hipertensión:

La homeopatía: Esta práctica natural desarrolla un tratamiento integral, teniendo en cuenta todos los factores físicos y anímicos-emocionales de la persona que padece esta enfermedad.

Consumo de semillas: Las de calabaza son las más efectivas. Se debe retirar la piel e ingerir una cucharada de estas por día. Sus cantidades de Omega 3 y 6 ayudan a reducir los niveles de colesterol y a controlar la presión arterial.

Las manzanas: Las manzanas son muy buenas para regular la presión porque mantienen limpias las arterias.

El ajo: Entre las plantas que tienen un efecto hipotensor está el ajo. Este es antiséptico, fungicida, depurativo y además baja la presión arterial y el colesterol.

El maíz: Las “barbas” de maíz contienen sustancias que regulan el sodio y el potasio en la sangre, provocando que la presión descienda. Además de que posee propiedades diuréticas que eliminan líquidos del organismo.

Tal como dicen los médicos y demás especialistas en el área de la salud, lo más importante para tener una óptima salud es llevar una dieta balanceada, hacer ejercicio, tener momentos de esparcimiento y no olvidar el chequeo médico anual.