¿Sabes por qué no es bueno tener tu propio pocillo en la oficina?

business woman with a computer laptop and mobile phone

Cuando trabajas en una oficina donde puedes tener tus propias cosas es probable que tú y tus compañeros tengan su propia taza para tomar café en su escritorio.

A pesar de la costumbre esto puede ser una pésima idea de acuerdo con un estudio publicado recientemente.

Según Men’s Health, una investigación realizada por el departamento de microbiología ambiental de la Universidad de Arizona tu taza del trabajo podría estar siendo una fuente de enfermedades.

¿La razón? Según los datos del estudio, el 20% de las tazas de oficina tienen bacterias de la materia fecal, mientras que el 90 % tienen otro tipo de gérmenes (que pueden vivir hasta tres días).

Los microorganismos que habitan en las tazas suelen llegar a ellas a través de las esponjas de la oficina — que probablemente sean muy viejas— o si para lavarlas no se usa agua caliente y jabón. Además de ello, si dejas tu taza sin lavar las bacterias crecerán enseguida incluso si lo único que queda es una mancha de café en el fondo.