En una polémica conferencia de prensa en Florida Tiger Woods se disculpa por haber engañado a su esposa

«Perdón por mi comportamiento irresponsable y egoísta», pidió el golfista Tiger Woods en una conferencia de prensa, la primera desde que estalló el escándalo en torno a su vida privada.

La superestrella del golf mundial, de 34 años y ganador de 14 majors, no había aparecido ante las cámaras desde diciembre cuando admitió que engañó a su esposa, la sueca Elin, con quien tiene dos hijos pequeños.

Su vida privada quedó expuesta tras un extraño accidente de auto en medio de la noche frente a su casa de Florida en noviembre. Woods, vestido con un traje y camisa azul sin corbata, negó rotundamente que estuviera escapándose de su esposa y que ésta lo hubiera golpeado.

«Fui infiel, tuve affairs y mentí. Lo que hice es inaceptable», afirmó frente a una cuarentena de familiares y amigos cercanos que no incluía su esposa.

«Hice daño a mi esposa, mis hijos, mi madre, la familia de mi esposa, mis amigos, mi fundación y los niños en todo el mundo que me admiran», añadió.

Woods dijo que no descartaba volver al golf este año aunque prefirió no dar una fecha concreta, añadiendo que volverá a la terapia a partir de este sábado tras haber estado 45 días en tratamiento.

Tras sus declaraciones, que duraron unos 15 minutos, se abrazó con su madre en el momento más emotivo de la conferencia.

Antes del percance, Woods se encontraba en el auge de su prestigio y había amasado una fortuna de más de US$1.000 millones según la lista de Forbes, pero desde entonces su imagen se ha hundido y perdió muchos de sus patrocinadores.

Su intervención en la sede del Circuito PGA en Ponte Vedra Beach en Florida provocó una gran controversia.

Muchos cuestionaron el momento elegido para su aparición pública, la cual coincide con la disputa del Campeonato Mundial de Match Play, el primer gran evento deportivo del año en el calendario del golf, que tiene lugar en Arizona.

Ese campeonato es patrocinado por la firma Accenture, una de las primeras en romper con Woods tras el escándalo por infidelidades matrimoniales, y que podría ver sus ingresos reducidos si la coincidencia de eventos hace que la atención del público se desplace de Arizona a la Florida.

Además generó polémica que el número de participantes en lo que el equipo de Woods ha calificado de «conferencia de prensa» fuese limitado y que no se permitieran preguntas. Periodistas deportivos han incluso pedido boicotear el evento.

«La prensa no está contenta»,  dijo el periodista deportivo estadounidense Sean Wheelock. «El equipo de Wood llamó a la aparición pública conferencia de prensa pero no se trata de una conferencia de prensa debido a que es de una sola vía. Es más un monólogo que un diálogo».

Entre los colegas de Woods también hubo irritación. Para el sudafricano Ernie Els es «egoísta» la decisión de reaparecer en público este viernes. «Yo lo siento por los patrocinadores» (del evento de Arizona), agregó.

En opinión del británico Oliver Wilson, «la organización de todo el asunto ha sido bastante mala».

Mientras, el español Sergio García manifestó: «La selección del momento no es la mejor, pero supongo que él está haciendo lo que más le conviene».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.