Tomar el sol con precaución aumenta nuestra vida sexual

La acción solar mejora el descanso, e incluso nos protege frente a la depresión

El sol, tomado con la debida precaución, es una fuente de beneficios para nuestra salud. Durante la época estival, mejora el descanso, aumenta el sistema inmune y nuestra vida sexual e incluso protege frente a la depresión, entre otros beneficios.

La explicación está en que los rayos UV aumentan la producción de un neurotransmisor relacionado con la sensación de bienestar: la serotonina, que también interviene en la regulación del sueño, la temperatura del cuerpo y la conducta sexual, explica el doctor Juan Luján.

Esto no es una excusa para exponernos al sol sin control. Tenemos que tener en cuenta nuestro tipo de piel, usar siempre protector solar (FP mínimo 30), evitar las horas centrales del día, hacerlo de forma progresiva y proteger nuestra cabeza. (Mira aquí las recomendaciones para tomar el sol sin riesgos)

También influye positivamente en el corazón y el efecto del calor disminuye la presión sanguínea. La vitamina D podría favorecer un mejor perfil del colesterol en sangre, como respaldan estudios preliminares.

Precisamente, la vitamina D es uno de los principales beneficios de la exposición solar. Cumple una función importante en la absorción intestinal del calcio y en la mineralización de los huesos. Por eso importante mantener una exposición diaria a la luz solar tomando las debidas precauciones, asegura el doctor Luján.

Según el especialista los beneficios terapéuticos del sol ya se conocían desde el siglo XIX, cuando se exponía a los pacientes con tuberculosis y raquitismo a la luz solar. Existen enfermedades autoinmunes como la psoriasis que sufren importantes mejorías con la exposición al sol, concluye.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.