Tratamiento natural para tu próstata

Por: Alfredo Zurita
[email protected]/contenido

Escribo esta columna para ‘El mundo al Instante’ con el fin de promover un sistema de vida saludable, cultural y formativo, desarrollando contacto con la naturaleza y recogiendo sus beneficios, cambiar la manera contaminada de comer, potenciar la convivencia humana desde un prisma exclusivamente comunitario, apolítico y sin discriminación religiosa, ni sexual, mediante actividades tendentes a la difusión y práctica del naturismo. Cada vez se confirma más el viejo axioma de Hipócrates (el padre de la medicina occidental): «que tu alimento sea tu medicina». Es increíble ver cómo este principio tan importante ha sido descuidado. Por nuestra parte hemos podido constatar sistemáticamente los tremendos beneficios que produce una dieta alejada de la denominada «comida chatarra».

La prostatitis es la inflamación de la próstata, que según su origen puede ser bacteriana aguda, bacteriana crónica, prostatitis no bacteriana crónica, por aplastamiento de tumor benigno de las glándulas periuretrales. Otras sifilítica, tuberculosa, cancerosa, etc. El tratamiento para la prostatitis, es la receta utilizada por la fraternidad indoamericana de  medicina tradicional y alternativa: se toma una infusión al día de la corteza de ‘Pigeum africanum’, que es el tratamiento oficial aprobado por los gobiernos de la Unión Europea.  Tomar en agua, una taza al día del extracto del coquito de la ‘Seronoa repens’ junto con el ‘Satiricón manchado’, los dos juntos logran una desinflamación completa de la próstata. Y finalmente una infusión de ‘Sagxifraga ligulata’, para mantener la limpieza de los riñones  para que funcionen con el máximo de eficiencia, para orinar completo y no tener que pararse a media noche a orinar. Es un tratamiento natural, efectivo, sin efectos nocivos que dura ocho semanas. La jalea real, el polen de girasol y la miel de flores de girasol se toma para mejorar el estado general del cuerpo, aumentar la capacidad física y mental, mejorar el humor, el optimismo y reparar daños en la glándula prostática. La jalea real, la miel de flores de girasol y el polen de girasol mezclados todos juntos, se ingiere una gota al día. Si tomas dos gotas aumenta tu actividad cuatro veces, si tomas 4 gotas aumenta tu actividad 16 veces. Su máximo beneficio se obtiene con el consumo mínimo. La jalea real baja el azúcar en sangre un 34% a las tres horas de ingerirla, lo mismo que las cifras altas de colesterol. Influye favorablemente en la angina de pecho, arteriosclerosis, anemia y la astenia. Ayuda a controlar las alergias, potencia las defensas naturales y la producción hormonal, siendo un estimulante sexual. A la jalea real, el polen de girasol y la miel de flores de girasol (es negra), se le atribuyen propiedades para desinflamar la próstata y reparar tejidos maltratados en casos de cáncer de la próstata. La jalea real, la miel de flores de romero y el polen de girasol, tienen efectos positivos en la falta de energía en el cuerpo.

El naturismo aconseja consumir frutas, hierbas medicinales y verduras, son especies vivas que tienen una contraparte energética sutil, en otras dimensiones de espacio-tiempo. Mientras más frescos estén los vegetales, contienen una mayor cantidad de ‘energía salutífera’ proveniente de los rayos solares, que las culturas orientales han conocido desde milenios como ‘Prana’. Como es el caso de las fotos Kirlean del aura energética del dedo meñique de un paciente antes y después de un tratamiento naturista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.