Un grupo de científicos logra erradicar un cáncer mediante ondas sonoras no invasivas

El transductor de ultrasonido de 700kHz y 260 elementos utilizado en el laboratorio de la profesora Xu.

Los resultados mostraron que el tratamiento estimuló la respuesta inmunitaria de las ratas, lo que contribuyó a la eventual regresión de la parte del tumor no tratada y a la prevención de mayor propagación del cáncer.

Un equipo de científicos de la Universidad de Michigan afirma haber conseguido destruir hasta el 75 por ciento del volumen de tumores hepáticos en ratas afectadas por un cáncer de hígado utilizando únicamente ondas de ultrasonido no invasivas, un avance que podría mejorar los resultados del cáncer en los seres humanos.

Además de la reducción, en el 80 por ciento de los animales, el cáncer pareció ser destruido, sin signos de metástasis o reaparición en los tres meses que fueron monitoreados, dijeron los investigadores.

El sonido y el estímulo del sistema inmunitario

Esta última asombrosa característica se daría gracias a que, al destruir entre el 50 y el 75 por ciento del volumen del tumor hepático, el sistema inmunitario de las ratas fue capaz de eliminar el resto.

«Incluso si no atacamos todo el tumor, podemos hacer que retroceda y reducir el riesgo de metástasis en el futuro», dijo Zhen Xu, profesora de ingeniería biomédica en la UM y autora correspondiente de un nuevo estudio publicado en la revista Cancersen un comunicado.

Zhen Xu, catedrática de Ingeniería Biomédica de la Universidad de Michigan (izquierda) y Tejaswi Worlikar, estudiante de doctorado de Ingeniería Biomédica, hablan del transductor de ultrasonidos de 700 kHz y 260 elementos que utilizan en el laboratorio de la profesora Xu.

Histotripsia

El tratamiento, denominado histotripsia, que puede enfocar haces de ondas ultrasónicas muy ajustados a los problemas objetivo con una precisión milimétrica, se está probando actualmente en seres humanos con cáncer de hígado.

«La histotripsia es una opción prometedora que puede superar las limitaciones de las modalidades de ablación disponibles en la actualidad y proporcionar una ablación de tumores hepáticos no invasiva, segura y eficaz», afirmó, por su parte, la ingeniera biomédica Tejaswi Worlikar, de la Universidad de Michigan.

En concreto, con la histotripsia, un transductor emite ondas de ultrasonido dirigidas que crea microburbujas en el interior de los tejidos afectados, lo que hace que se expandan y colapsen rápidamente y, finalmente, se rompan.

«Los dispositivos de ultrasonidos tradicionales utilizan pulsos de menor amplitud para obtener imágenes», explica Xu en el comunicado.

Menores efectos secundarios

El método tiene muchas ventajas. Los científicos han descubierto que la técnica no tiene los mismos efectos secundarios adversos que otros enfoques para tratar los tumores cancerosos, como la radiación y la quimioterapia.

Aunque estudios anteriores de histotripsia habían demostrado que el tratamiento es eficaz para reducir el volumen del tumor, el nuevo trabajo muestra que también parece aumentar significativamente las tasas de supervivencia tras el tratamiento.

A pesar de los alentadores resultados, aún queda mucho trabajo por hacer hasta que se sepa con con certeza que la histotricia es eficaz y segura para los pacientes con cáncer de hígado.

«Esperamos que nuestros aprendizajes de este estudio motiven futuras investigaciones preclínicas y clínicas de la histotripsia hacia el objetivo final de la adopción clínica del tratamiento con histotripsia para los pacientes con cáncer de hígado», dijo Worlikar.

El cáncer de hígado es una de las formas más mortales de cáncer: la tasa de supervivencia a cinco años del cáncer de hígado es actualmente inferior al 18 por ciento en Estados Unidos.